Find a list of your saved stories here

News / 

Personas no aseguradas en Utah a favor de asistencia médica

Personas no aseguradas en Utah a favor de asistencia médica


Save Story

Save stories to read later


Estimated read time: 6-7 minutes

This archived news story is available only for your personal, non-commercial use. Information in the story may be outdated or superseded by additional information. Reading or replaying the story in its archived form does not constitute a republication of the story.

SALT LAKE CITY —Avery Pizzuto permanece despierta por las noches preguntándose por cuanto tiempo la salud de su mamá podrá resistir.

Es un tema delicado para una chica de 14 años, pero ella está más que ansiosa de que su madre tenga acceso a la atención médica.

La mama de Avery, Joy Pizzuto, de Lehi, tiene varios contratos de trabajo, pero permanece sin seguro. Quedaría cubierta si funcionara el plan de salud para Utah del gobernador Gary Herbert(Healthy Utah Plan), una alternativa a la expansión de Medicaid.

"Me encantaría poder saber que ella estará bien y no tener que preocuparme si lo está o no. El lo único que tengo en la vida,” Avery le dijo a Herbert y a un panel de líderes de otros estados durante un evento de los medios de comunicación para promover de su plan en la Clínica de la Calle Cuatro, 309W. 400 Sur.

"Por favor, hagamos que esto suceda, de esta manera mi mamá podrá tener seguridad médica,” ella dijo.

Una lucha por el dolor severo de la espalda en 2008 llevó a los doctores a realizar pruebas adicionales a Pizzuto, las cuales revelaron cáncer cervical en la madre soltera de tres muchachas. No ha recibido asistencia médica desde entonces.

Avery no es ajena a los programas de seguridad de salud, puesto que ella obtiene suministros para diabéticos costosos, ya sea a través de Medicaid, o el Programas de Seguridad Médica para los Niños (Children's Health Insurance Program), dependiendo de los ingresos de sus madre mes tras mes. Ella dice que es patético que no todos tengan acceso a los cuidados de salud básicos.

El plan de Herbert se enfrenta a otras propuestas presentadas por el senado y la casa de representantes de Utah. Pero el gobernador se reserva el derecho de tomar una decisión final en el tema, el cual es parte de implementar un tratado de asistencia razonable en Utah.

"Tengo esperanza que prevalezca el sentido común,” Herbert dijo el jueves.

El plan del gobernador busca una dispensa por parte del gobierno federal que le permitiría gastar la asignación de fondos federales de la manera que considere conveniente para los habitantes de Utah. Anticipa que el proceso tomaría hasta seis meses antes de que la gente pudiera comenzar el registro.

"Conocemos nuestra cultura única, nuestra demografía única, mejor que la gente en Washington, DC, que han pensado en una solución uniforme para todos", dijo Herbert, además que la gente espera que la Legislatura de Utah no "amarre mi manos "con un plan que tenga ataduras.

Con una subvención en bloque, Herbert espera emplear un programa piloto de tres años para asegurar a 111 mil habitantes de Utah que alcanzan hasta 133 por ciento del nivel de pobreza federal. Tanto la Cámara como el Senado planean cubrir menos de 55.000 de personas sin seguro médico de Utah y aceptarían sólo una parte de los fondos federales disponibles.

Pamela Atkinson, fundadora de la Clínica de la Calle Cuatro, una defensora de los desprotegidos y una consejera para Herbert en situaciones que incluyen a las personas sin seguro, dijo que el plan del gobernador es el resultado de mucho análisis y en realidad es la “mejor opción” para Utah.

“No fue concebida en una oficina y nada más” dijo ella, sino que Herbert tomó en cuenta las preocupaciones de numerosos pacientes que con frecuencia se refieren a no estar asegurados.

"Este plan ayudará a aquellos que necesitan más ayuda,” Indicó Atkinson.

Para muchos, dijo, el acceso al seguro de salud les ayudará a ser autosuficientes de nuevo, así como miembros productivos de la sociedad, que no necesitan la ayuda del gobierno.

"Quiero estar ahí", dijo Pizzuto, de 40. "Siempre he sido una madre que trabaja. No tengo otra opción. Tengo que mantener a mis niñas. No conozco otra forma, y eso es lo que quiero hacer. Eso es lo que planeo hacer."

Los senadores Brian Shiozawa, de R-Cottonwood Heights, y Jim Dabakis, de D-Salt Lake City, reunieron a los familias no aseguradas en Utah, incluyendo a los Pizzutos, para una audiencia pública el jueves por la noche en el Capitolio, esperando iniciar el fuego de la expansión de Meidicaid.

Los senadores empezaron la presentación con una pregunta: Si pudiera ofrecer cuidados médicos a la gente a costos más bajos, ¿Lo haría?

"Los asunto de Medicaid son los pobres, los no asegurados y el cómo intentamos resolver esto que es de suma importancia pública, sobre todo para nosotros , "Shiozawa, un médico de urgencias, dijo a la multitud." Desde Medicare, nunca hemos tenido un mayor oportunidad de tener un impacto en la atención de la salud en este país."

El panel incluyó a Paul Gibbs, un persona que ha vivido en Utah durante toda la vida, que supo en 2008 que sus dos riñones estaban fallando y que requierían un trasplante muy caro si quería vivir. Los amigos de Gibbs en la comunidad teatral reaccionaron inmediatamente, recaudando más de $ 10.000, pero fue apenas una mínima parte de los 79.000 dólares que necesitaba para la cirugía.

"Incluso con el más sorprendente de los sistemas de apoyo, no podía tener la cirugía sin un milagro, y ese milagro fue llamado Medicaid", dijo Gibbs.

Durante cinco años, Medicaid ha ayudado a Gibbs a pagar los medicamentos mensuales - que cuestan el equivalente de un apartamento de dos dormitorios - con el fin de evitar que su cuerpo rechace el riñón. El trasplante le dio a Gibbs la oportunidad de vivir, dijo, lo que le permite seguir trabajando, estudiar en La universidad de la Comunidad Salt Lake, así como casarse y servir en la Iglesia de Jesucristo de los Santos de los Últimos Días.

Empezando en abril, Gibbs no requerirá a Medicaid para pagar sus cuidados.

"Lo hice", dijo, con la voz quebrada por la emoción. "Una gran cantidad de personas en esta sala no tienen lo que yo tuve. No tienen gente elevando la cantidad de dinero que se planteó para mí, además de no tener Medicaid. Merecen todo lo que tengo. Todos merecen el derecho de seguir con vida. "

Gibbs dijo que espera que los legisladores, los residentes y los líderes de Utah puedan ver más allá de la percepción equivocada de que la gente que solicita Medicard son perezosos. O que se sienten con más derechos. Solo necesitan ayuda. Myrna del Carmen Flores es maestra de inglés y madre de dos jóvenes. Puedes contactarla en llamas_m4rk@hotmail.com

Most recent News stories

wendy leonard

    SIGN UP FOR THE KSL.COM NEWSLETTER

    Catch up on the top news and features from KSL.com, sent weekly.
    By subscribing, you acknowledge and agree to KSL.com's Terms of Use and Privacy Policy.

    KSL Weather Forecast