News / 
El Templo SUD - Una maravilla del Siglo XIX

El Templo SUD - Una maravilla del Siglo XIX

By Cecilia Skinner | Posted - Oct. 4, 2012 at 4:15 p.m.


13 photos

This archived news story is available only for your personal, non-commercial use. Information in the story may be outdated or superseded by additional information. Reading or replaying the story in its archived form does not constitute a republication of the story.

El Templo de Salt Lake City, es una estructura impresionante que se erige con gran majestuosidad en el centro de la ciudad y el cual se ha convertido en el ícono de la Iglesia de Jesucristo de los Santos de los Ultimos Días, cuyos miembros popularmente son conocidos como "los mormones". Por muchos años, después de su construcción, el solemne edificio físicamente dominaba el Valle de Salt Lake. Se considera el edificio que tiene la mayor cantidad de símbolos arquitectónicos, entre todos los templos SUD construidos hasta el momento. Además de ser un edificio cuya arquitectura habla por sí misma, se considera el legado al sacrificio de los primeros habitantes que llegaron al Valle de Salt Lake, Los Pioneros. Millones de visitantes arriban a la región con la única meta de admirar la grandeza del edificio y ser tetigos de su magnificencia. Así mismo, para recordar el esplendor del edificio y que las familias pueden permanecer unidas por siempre, fotografías del templo se exhiben en murales de edificios y hogares en todo el mundo, aunque muchas personas no hayan tenido el privilegio de visitarlo. Construcción El edificio de granito macizo, con sus seis torres características que terminan en punta, fue construido al estilo neo-gótico en el transcurso de un período asombroso de 40 años (1853-1893). Cuatro días después que los primeros Pioneros entraran en el Great Salt Lake Valley (Julio 28, 1847), el Presidente Bringham Young estaba hablando con algunos de sus asociados, incluyendo Wilford Woodruff, cuando de repente se paró, señaló con su bastón y declaró, "Aquí construiremos el Templo de nuestro Dios". En ese momento, el Elder Woodruff marcó el punto con una estaca de madera y en las horas de la tarde del mismo día, las 10 acres en las que hoy día se encuentra la "Manzana del Templo", habían sido diseñadas. Alrededor de este lugar la ciudad de Salt Lake comenzó a expandirse. La construcción del Templo comenzó el 14 de febrero, 1853 con la primera palada de parte del presidente Young. En abril 6, los pilares fueron colocados, de acuerdo con el patrón que había dejado Joseph Smith. Los Pioneros que llegaron al Valle, sacrificaron su tiempo y cosas materiales para ayudar en la construcción del Templo, el que permanece en pie como testimonio de su fe y devoción. Aunque siempre se les reconoció por ser personas muy recursivas, en el momento en que se hablaba de la construcción de la Manzana del Templo y del Templo mismo, no se escatimaba en esfuerzos y gastos. Por ejemplo, Bringham Young envió al arquitecto, Truman Angell a Europa para que estudiara las grandes catedrales religiosas de la época del Renacimiento, de manera que el Templo se pudiera comparar con estructuras arquitectónicas, artísticas, e históricas que impactaban en este período de tiempo. Hoy día se le conoce como la gran maravilla del Siglo XIX. Por lo tanto, artesanos, albañiles, directores de proyectos, trabajadores de todos los niveles de fuerza y habilidades, dieron el tiempo que podían y lo mejor que tenían de sí mismos, para desarrollar el proyecto. Históricamente se sabe que los Mormones creen que los templos son especiales, son lugares sagrados y es por eso, que ellos en aquellos tiempos difíciles, estaban dispuestos a ofrecer todo lo que estaba a su alcance para la construcción de su templo de tal manera que reflejara la belleza y la fortaleza que el edificio se merecía. No fue una tarea nada fácil. Para el cimiento se usaron piedras que trajeron de Red Butte Canyon y las paredes estaban supuestas a ser construidas del mármol que extraían del cañón Little Cottonwood. Para transportar los materiales, al principio usaron bueyes. Este fue un proceso difícil y les limitaba el desarrollo de la construcción del templo. Les tomaba más o menos cuatro días en ir y venir con un bloque, ya fuera de piedra o de mármol. En 1858 se vieron acosados por la presencia de una expedición de las Fuerzas Armadas de los Estados Unidos. Los miembros evacuaron temporalmente hacia el Sur y cubrieron los cimientos, dejando el terreno completamente plano. Por algún tiempo, no se adelantó ningún trabajo en el Templo de Salt Lake City, de manera que cuando regresaron y retiraron la tierra, notaron que algunas deterioraciones habían ocurrido en los cimientos. Por lo que decidieron que se debían usar piedras de mejor calidad para las bases. Esto significó un nuevo comienzo. No se dejaron vencer por las dificultades que se les presentaban con el transporte del granito desde el cañón, lo que representaba un verdadero desafío. Era tal la fuerza que los motivaba para que la construcción del edificio se ejecutara como se había planeado, que desarrollaron los más increíbles proyectos para lograrlo. Construyeron ferrocarriles de madera, un canal, caminos especiales, hasta vagones que pudieran ayudarles en el transporte de los grandes bloques de mármol, pero aún así, los avances en la construcción eran mínimos y todo por el transporte de los materiales. Con la llegada del tren transcontinental en 1869 y la construcción de las líneas férreas que llegaban a las minas, se les ayudó a resolver el problema. Aún así les tomó otros 23 años, antes que las paredes exteriores fueran terminadas. Cada bloque de mármol que traían, ya tenía un lugar designado. Era cortado a medida y de acuerdo al diseño ya preestablecido. Cada bloque contaba con 9 pies de ancho en la parte baja del edificio, y 6 pies en la parte alta. El coraje, la valentía, la destreza con que cada trabajador se desempeñó, son una gran lección de perseverancia y constancia en el desarrollo de tan sagrado proyecto. Se estima que más o menos 150 hombres estaban trabajando todos los días en el desarrollo de la construcción. A pesar de la grandeza del proyecto, los miembros de la Iglesia, simultáneamente trabajaron en los templos de Logan, St. George y Manti; el Tabernáculo y el Assembly Hall; estos fueron terminados mucho antes que el Templo de Salt Lake City. Finalmente 39 años más tarde, en abril 6,1892, la piedra angular fue colocada en la estructura final del magnífico edificio. Habían terminado la estructura exterior. Entonces, era tiempo para dedicarse al interior. Los allí presentes se fijaron la meta que en un año, a partir de esa fecha, el Templo de Salt Lake City estaría terminado. Carpinteros, artistas, sopladores de vidrio y costureras se unieron al equipo. Todos manos a la obra, trabajaron casi constantemente, para crear un interior hermoso y sublime que estuviera acorde con la majestuosidad de su exterior. El Templo fue terminado el 5 de abril, 1893. En la tarde del 5, se invitaron dignatarios para que lo visitaran y fue dedicado al día siguiente. Fue el primer templo que se abrió al público. Se dice que todos los que vivieron en la región en el Siglo XIX, en algún momento de sus vidas contribuyeron en la construcción del gran edificio. El Templo no solo se convirtió en el edificio principal de la Manzana del Templo, sino que hoy se conoce, como el símbolo de la religión Mormona y punto de referencia en la ciudad. El Tabernáculo Se considera uno de los edificios emblemáticos de la Iglesia y también está ubicado en la Manzana del Templo. Por muchos años fue el centro de reunión de los Santos, y la sede de uno de los grupos corales más famosos de los Estados Unidos y del mundo, El Coro del Tabernáculo Mormón. Su construcción fue ordenada por el Presidente Bringham Young. La construcción tomó desde 1863 hasta 1875. Fue construido en un sistema de arcos bragueros en forma oval alargada. Tiene 44 columnas para las bases de los arcos. Para los pilares se usó pino blanco que se pintó para asemejarse al mármol. Su bóveda exterior está recubierta con una chapa de aluminio brillante que inicialmente era en cuero verde y clavijas de madera. Para el interior se usó yeso reforzado con crines de ganado. Como en su interior iba a funcionar un grupo coral, apoyado por un órgano de pipas, el edificio fue además orientado para tener cualidades acústicas notables, como amplificar el sonido y preservar la pureza de las notas musicales. Adicionalmente, el orador es escuchado sin necesidad de micrófono. Por todas estas características, el Tabernáculo ganó el honor y la reputación al ser considerado uno de los edificios acústicos más perfectos del mundo. El célebre arquitecto Frank Lloyd Wright, lo consideró una maravilla de la arquitectura norteamericana. La ubicación de las puertas es una forma de manifestar que todos son bienvenidos, sin importar su procedencia, raza, religión y origen, porque todos son iguales antes los ojos de Dios. Originalmente fue construido para albergar 8,000 asistentes. Después de 130 años de uso, entre el 2004 y el 2007, el edificio fue sometido a una completa restauración y equipamiento antisísmico. Hechos interesantes:

  • La construcción del Templo costó un total de $3,5 millones de dólares
  • Los muros de cimentación son de 16 pies de ancho por 16 pies de grueso
  • El punto más alto del edificio está a 210 pies de alto donde se encuentra una estatua del Angel Moroni.
  • Fue el cuarto templo en ser construido en Utah, aunque su construcción comenzó primero que los otros tres.
  • Es el símbolo internacional de la Iglesia de Jesucristo SUD.
  • Es el templo más grande de la Iglesia.
  • Es el primer templo en donde se coloca el Angel Moroni de pie.
  • El arquitecto del Templo Truman O. Angell murió el 16 de octubre, 1887, seis años antes de la terminación del edificio.
Estadísticas 139 Templos operando 12 Templos bajo construcción 15 Nuevos templos anunciado Africa 5 Asia 9 Estados Unidos 79 México 13 Canadá 9 Europa 14 Oceanía 10 Sudamérica 20 Caribe 1 Centroamérica 6 She is the Community Editor and investigative reporter for OKespañol a Spanish publication of Deseret Media. She has more than 20 years of experience writing and editing in Spanish. She focuses on education, health and immigration.

Photos

Cecilia Skinner

    SIGN UP FOR THE KSL.COM NEWSLETTER

    Catch up on the top news and features from KSL.com, sent weekly.
    By subscribing, you acknowledge and agree to KSL.com's Terms of Use and Privacy Policy.

    KSL Weather Forecast